El Marketing de Contenidos, al igual que otras estrategias como el Social Selling y el Inbound Marketing, está enfocada en atraer prospectos de manera natural, sin intrusión, a partir de contenidos relevantes distribuidos en distintos canales digitales en los que se encuentra la audiencia objetivo.

¿Qué es el Marketing de Contenidos?

Es una estrategia de marketing digital que tiene como objetivo hacer crecer tu red de leads y clientes a través de contenido relevante y oportuno, y de esa forma, atraer, involucrar y generar valor para las personas. Con Marketing de Contenidos se desarrolla una percepción positiva de la marca pues se muestra dispuesta a compartir su conocimiento y experiencia.

Y no solo eso, es una táctica que se ajusta perfectamente a la capacidad que ha posibilitado a los usuarios la era digital de elegir el contenido que desean consumir, de ahí la importancia de ofrecer información útil. Pero es claro, para ejecutarla bien los vendedores tradicionales deben dejar de lado la costumbre de hablar siempre de sus productos y servicios.

En conclusión el Marketing de Contenidos no se enfoca en vender sino en entregar algún beneficio a quién lee los posts, las actualizaciones, el blog, recibe correos, etc. La venta solo es consecuencia de ello. Y hay una clave más, es ideal crear contenido tan increíble que tu audiencia lo desee compartir.

¿Cómo comenzar una estrategia de Marketing de Contenidos?

El Marketing de Contenidos no se remite a escribir, ese solo es el comienzo. Hay que definir objetivos, estrategias y métricas a medir. Igualmente, temas, lenguajes, palabras claves, canales de difusión. Jamás debes producir contenidos sin una ruta a seguir. ¿Comenzamos?

1. Define metas y KPI’s

Tener un objetivo claro ayuda a los responsables de la estrategia a definir las acciones a realizar y las métricas a seguir. Algunos ejemplos son aumentar engagement, educar el mercado, generar ventas.

Tras la definición del propósito siguen los KPI’S o los indicadores clave de desempeño. No vamos a decir cuáles son los más importantes, dependen del objetivo, pero sí cuáles son las características que deben cumplir:

  • Fundamental para la estrategia.
  • Fácil de comprender.
  • Medible.
  • Capaz de llevar a una acción positiva.

Para concluir y a manera de consejo, debes considerar tu objetivo y pensar cuáles son las métricas que te indicarán si vas por el camino correcto.

2. Define el buyer persona

Uno de los pilares del marketing digital es la construcción del buyer persona. Todo plan, toda estrategia, toda táctica tiene que basarse en el conocimiento pleno de tu prospecto, de sus dolores y de cómo lo puedes ayudar para guiarlo por el embudo de ventas.

Cabe aclarar que el buyer difiere del perfil de tu público objetivo. Mientras el primero es una descripción semi-ficticia de tu cliente ideal, el segundo se basa en la descripción de un grupo demográfico.

Ten en cuenta que un buyer bien desarrollado te permite acciones más certeras, por ejemplo, generar contenido perfecto para ayudarlo en sus problemas. Además trazar su buyer journey para saber cómo y cuándo llegar con tu oferta.

3. Adapta los contenidos al embudo de ventas

El embudo de ventas hace parte del día a día de los especialistas en marketing ya que es una manera simple de ilustrar el proceso de ventas. Como su nombre lo indica muestra que muchas personas pueden llegar a ti, a tu marca o producto, pero que muy pocas terminan por convertirse en clientes.

La valía del embudo está en que permite clasificar en qué punto de la conversión se encuentra un cliente potencial y señala las acciones precisas para conducirlo al siguiente paso, y finalmente a la venta. Dentro de esas maniobras está, obviamente, la producción de contenidos que se ajusten a cada una de las etapas que debe recorrer hasta la compra.

4. Define los canales de distribución de contenidos

Tras determinar temas, lenguaje, responsables, detallar el buyer persona y estructurar el embudo de ventas, el siguiente paso es elegir los canales de adquisición de clientes dónde se va a distribuir el contenido.

Aquí es válido destacar dos asuntos, uno, que los mejores medios serán aquellos donde tu prospecto está; dos, que solo vale la pena optar por plataformas a las que se les puede dedicar tiempo.

Algunos canales de adquisición a tener en cuenta:

  • Blog corporativo. 82% de los expertos en marketing que tienen blog ven un ROI positivo en sus estrategias de Inbound Marketing.
  • Redes sociales. No puede haber plan de marketing de contenidos sin RRSS. Para ventas B2B LinkedIn es la indicada.
  • Videos. Se estima que el consumo de videos subirá en los próximo años.
  • Materiales ricos como los eBook, plantillas, white papers. Son ideales para mostrarte como autoridad en tu rubro.
  • Páginas web interactivas. La innovación es ganadora en cualquier contexto.
  • E-mail. El email marketing es una de las estrategias con mayor ROI.

El Marketing de Contenidos es la columna vertebral de muchas de las estrategias de ventas más usadas hoy como el Inbound Marketing y el Social Selling. Con esta pequeña guía podrás comenzar a implementarlo; para un acompañamiento experto, te invitamos a conectar con una agencia especializada.

En Frismo Social Selling somos una agencia especializada en la creación de contenido de valor y la conexión con clientes one to one. ¿Te ayudamos con tu estrategia de Inbound Marketing?, ¿cuándo comenzamos?

Para conocer más sobre nosotros y nuestros servicios síguenos en nuestras redes sociales. También puedes ver más detalles Aqui.

Recommended Posts
0

Start typing and press Enter to search